Banner 726x89.jpg

Reportan el paso de una "gran bola de fuego" visible en el cielo de zonas de la Axarquía


En torno a las 20,45 horas de este viernes, muchos vecinos de la Axarquía han divisado en el cielo un objeto resplandeciente que podría corresponderse con una bola de fuego o un meteorito.


Se trata de un suceso que se ha podido apreciar en diferentes puntos del sur de la Península Ibérica, especialmente en las provincias de Granada, Málaga, Córdoba, Cádiz, Sevilla y Huelva.


Se trata de una roca que ha entrado en la atmósfera del planeta a una velocidad de 234.000 kilómetros por hora. El meteorito procedía de un cometa, al entrar a una velocidad tan elevada se recalentó formándose una bola de fuego.


Testigos

Los testigos afirman haber visto una especie de estela de fuego con una cola de gran tamaño que, supuestamente, podría haberse desintegrado tras caer en picado, desapareciendo en cuestión de segundos, un fenómeno bastante extraño que ha llamado muchísimo la atención.


Información oficial

El evento ha sido analizado por el investigador responsable del proyecto SMART, el astrofísico José María Madiedo del Instituto de Astrofísica de Andalucía IAA-CSIC.


Este análisis ha permitido concluir que el fenómeno se produjo al entrar en la atmósfera de nuestro planeta una roca a una velocidad de unos 53 mil kilómetros por hora. La roca procedía de un asteroide.


Brusco rozamiento

El brusco rozamiento con nuestra atmósfera a esta enorme velocidad dio lugar a que la superficie de la roca se calentase y se volviese incandescente, generándose así una bola de fuego que se inició a una altitud de unos 93 km sobre el Golfo de Cádiz. Desde allí avanzó hacia el norte, sobrevolando Cádiz capital y extinguiéndose finalmente a una altitud de unos 18 km sobre la vertical de la Base Naval de Rota (provincia de Cádiz).


A lo largo de su trayectoria mostró varias explosiones que provocaron aumentos súbitos de su luminosidad y que se debieron a diversas rupturas bruscas de la roca.


El análisis preliminar del evento lleva a la conclusión de que la roca no se destruyó completamente en nuestra atmósfera : una parte de ella habría sobrevivido, cayendo al suelo en forma de meteorito.


Esta bola de fuego ha sido observada por los detectores del proyecto SMART desde las estaciones de detección ubicadas en Huelva, La Hita, CAHA, OSN, La Sagra y Sevilla.


SMART es un proyecto que desarrolla la Red de Bólidos y Meteoros del Suroeste de Europa (Red SWEMN). Se trata de una red de investigación coordinada desde el Instituto de Astrofísica de Andalucía (IAA-CSIC).


La Red SWEMN tiene como objetivo monitorizar continuamente el cielo con el fin de registrar y estudiar el impacto contra la atmósfera terrestre de rocas procedentes de distintos objetos del Sistema Solar.

Más noticias
Banner 290x290.jpg