Banner 726x89.jpg

Última hora: Secuestran a un recién nacido con un día de vida de un hospital de Bilbao


Presunta autora del secuestro

Un niño con solo un día de vida fue secuestrado a primera hora de la noche de ayer de la Maternidad de Basurto. Según la descripción de la Ertzaintza, la autora del rapto sería una mujer de mediana edad, 1,60 metros de altura, complexión obesa y pelo rizado largo, recogido en un moño.


La peor de las pesadillas se hizo ayer realidad para una pareja de treintañeros en Bilbao. El martes, la mujer había dado a luz a un bebé que pesó poco más de tres kilos al nacer.


Durante toda la jornada de ayer permaneció recuperándose del parto en la habitación que se le había asignado en el pabellón Iturrizar. A su lado, la cuna con su hijo, y en la misma dependencia, otra pareja también con su bebé.


Cerca de las nueve de la noche accedió a la habitación una mujer de entre 35 y 40 años. Vestía ropas blancas de sanitaria, las correspondientes a personal médico o administrativo. Se aproximó a la cuna del pequeño nacido el martes y lo tomó en sus brazos. Le dijo a la madre que iban a someterle a alguna de las pruebas habituales en los recién nacidos, previas al alta.


La presunta secuestradora pudo así salir de la habitación sin ninguna resistencia. Hasta que la madre empezó a sospechar de la tardanza y la familia notificó lo ocurrido al hospital. Personal del centro empezó a buscar a la mujer por las instalaciones sin encontrarla. El propio padre se sumó a la búsqueda, que se extendió al exterior del edificio. Pero no hallaron ni rastro de la sospechosa, ni tampoco del pequeño. Por si acaso lo había abandonado, inspeccionaron las papeleras, entre los setos, bajos los arbustos y los contenedores de basura... Todo sin resultado. El padre avisó incluso a un taxista que circulaba por la cercana Avenida de Montevideo en esos momentos, al que pidió que avisara a sus colegas para que permanecieran vigilantes por si se cruzaban con la sospechosa.


Bolsa de plástico

Entretanto, se había dado aviso también a la Ertzaintza, que envió a varias patrullas al centro médico e inició las indagaciones. A partir del visionado de las imágenes tomadas por las cámaras de seguridad se pudo comprobar que la mujer había abandonado a pie el hospital. Vestía las mismas ropas sanitarias que le habían permitido engañar a la madre y llevaba consigo una bolsa de plástico de color blanco, como las que se utilizan para la compra, en la que presumiblemente iba el pequeño. Dejó el hospital por la entrada de Capuchinos, próxima a Termibus.


Posteriormente ha sido vista con una camiseta de manga corta blanca, mallas ajustadas de dibujos geométricos estampados, zapatillas deportivas y un bolso negro pequeño, con forma de media luna, cruzado a modo de bandolera. Llevaba al bebé en sus brazos y también portaba una bolsa rectangular de tipo rafia.


Según la descripción a la que ha tenido acceso este periódico, se trata de una mujer de constitución algo fuerte, pelo moreno y rizado que llevaba recogido en una coleta. Cojea ligeramente y en apariencia es de origen local.


La Policía autonómica pide a toda aquella persona que pueda aportar alguna información al respecto que contacte con el teléfono de Emergencias Sos-Deiak 112, o enviando un correo electrónico a colabora_app@ertzaintza.eus

Más noticias
Banner 290x290.jpg